in , , , , ,

4 cosas que tienes que hacer si quieres perder peso

Entrenar duro, ir con regularidad al gimnasio y obtener resultados es algo que nos hace sentir especialmente orgullosas, con el tiempo la meta comienza a volverse cada vez más exigente, queremos bajar más, sudar más y fortalecer cada músculo.

Adquirir más fuerza es algo importante, esto es lo que nos ayuda a tener más definición, construir músculo y aumentar el metabolismo. Pensarás, me he ejercitado por mucho tiempo y ahora mi cuerpo no cambia… Pues es por que después de un tiempo de ejercicio y alimentación balanceada, el cuerpo comienza a acostumbrarse a la rutina a la que lo están sometiendo y tristemente deja de quemar grasa. Una investigación en Current Biology, dice que este proceso de adaptación hace que quememos menos calorías durante el entrenamiento. Como te he dicho antes tu cuerpo se acostumbra rápidamente. 

Un estudio en el que examinaron 300 hombres y mujeres, los científicos evaluaron específicamente sus niveles de actividad física y el número de calorías que quemaban cada día, así encontraron que las personas moderadamente activas quemaban alrededor de 200 calorías más al día, que la mayoría de las personas físicamente activas.

Si todos los días te esfuerzas por registrar millas en la banda, o  en la clase de spinning con la esperanza de quemar calorías, y estás notando que tu cuerpo se está estancando y no estás quemando lo que realmente deberías, ten en cuenta que  éste te está pidiendo que hagas algunas variaciones entre tu rutina de entrenamiento y tu alimentación.

El entrenador Californiano Mike Donavanik, CSCS dice “piensa en tu trabajo, cuando empezaste habían algunas curvas de aprendizaje, y necesitabas más energía y más tiempo para adaptarte y aprender con precisión tu labor, pero con el tiempo te volviste más eficiente”.  ¿Y esto que tiene que ver? El ejercicio funciona de la misma manera, tu cuerpo se adapta a una demanda específica, así que se vuelve cada vez más eficiente y utiliza menos energía en las sesiones de entrenamiento para satisfacer esa demanda.

Nunca desistas ni te desanimes, que esto no es razón para renunciar al ejercicio.

Te mostraré la manera para que te asegures que en cada sesión de entrenamiento pierdas mucha más grasa aunque tu cuerpo ya no quiera, estas cuatro reglas obligarán a tu organismo a quemarla. Si estás preparada para agregarle más rutinas de entrenamiento divertidas y diferentes a tus ejercicios, te recomiendo implementar mi Bikini Body Program, diseñado para tener un cuerpo espectacular en solo 28 días sin estancamiento. 

  • Reta a tu cuerpo para que no se estanque: cuando se trata de que tu cuerpo no se ponga lo suficientemente cómodo en los entrenamientos, debemos acudir a los principios básicos del entrenamiento funcional intenso, que son: frecuencia, intensidad, tiempo y tipo (FIIT), estos cuatro factores  determinan el estrés exacto al que estás sometiendo a tu cuerpo durante un entrenamiento determinado, al cambiar cualquiera de éstos principios, sorprenderás y desafiarás a tu cuerpo de una mejor manera.

Siempre y cuando tu cuerpo se vea obligado a adaptarse a entrenamientos progresivamente desafiantes, quemará más calorías durante cada sesión. Si te enfocas en cambiar una o dos, de éstas cuatro variables, cada cuatro o seis semanas, tu cuerpo seguirá perdiendo grasa y no se estancará.

  • Incluye con más regularidad el cardio HIIT: este entrenamiento es uno de los más exitosos y es el paso a seguir para que quemes muchas más calorías. Un estudio realizado por el laboratorio de rendimiento humano realizado por la Universidad Wisconsin-La Crosse, determinó que un grupo de personas que realizaron un entrenamiento de cardio hiit durante 20 minutos, quemaron 15 calorías por minuto, casi el doble de lo que hicieron durante largos recorridos.

Además, con este tipo de entrenamientos, tu cuerpo sigue quemando grasa, puedes quemar hasta un 40% más durante el día siguiente o hasta que tu cuerpo se recupere, dice Donavanik.

  • Prioriza tu alimentación: si eres de las personas que se matan muchas horas en el gimnasio, pero dejaron de ponerle especial cuidado a la comida, por más cardio hiit que hagas, no vas a lograr el objetivo que deseas. Es más, comer “comida basura” logrará que tus entrenamientos sean mucho más difíciles de realizar, si tú crees que en tu entrenamiento estás dando el máximo de tu nivel, realmente no lo estás haciendo si tu alimentación no la estás complementando.

Limita el consumo de azúcares y grasas, concéntrate en comer más proteína, grasas saludables y carbohidratos enteros durante el día como las frutas, verduras y los granos.

  • Enfócate a que tu peso sea más músculo que grasa: una libra de grasa quema solo dos calorías por día, mientras que una libra de músculo quema seis calorías por día, y ocupa menos espacio en tu cuerpo, es decir, lo que le da más volumen a tu cuerpo es la grasa. Por ende, más músculo equivale a más calorías quemadas.

Una porción de IM Whey Protein, potencializará tu entrenamiento, ayudando a metabolizar mejor los alimentos y quemando mucha más grasa, sin dejar de regalarle más nutrientes a tus músculos, para que crezcan y tu cuerpo se vea mucho más tonificado y estilizado.

 

Deja tu comentario aquí

Written by Ingrid Macher

Entrenadora de Salud Holistica Certificada, Entrenador Personal, Motivadora de Fitness

Mi pasión es ayudar a las personas a cambiar sus vidas y mejorar su salud. Empecé ayudando a mis amigos y ahora le doy consejos a otros que se han convertido mis amigos y parte de mi familia. Me encanta lo que hago y no lo cambiarías por nada en este mundo. Esta oportunidad es realmente un regalo que Dios me ha dado y no descansare hasta hacer todo lo necesario para que otros puedan disfrutar de este regalo también.

¡Atención! Estas señales indican que tu tiroides no está funcionando correctamente

Esto está causando daños irreversibles en tu piel ¡Detenlo ahora!