in , ,

5 Formas Cómo Las Comidas Procesadas Nos Están Matando

burger

Las comidas procesadas son muy económicas y accesibles, por lo que las cocinas de miles de familias estadounidenses, se encuentran llenas de ella. Se las damos a nuestra familia y a nosotros mismos, sin darnos cuenta de que en realidad, estamos envenenando nuestro organismo poco a poco.

El índice de obesidad, diabetes, enfermedades cardíacas y cáncer, ha ido aumentando desenfrenadamente y uno de los principales culpables es la comida procesada.

Si tu alacena está llena de alimentos enlatados, cereales de caja y galletas, hazte un favor a ti y a tu familia y lee este artículo hasta el final.

A continuación, 5 maneras en la que las comidas procesadas nos están matando:

1. Puede causar enfermedades autoinmunes:

La prevalencia de la esclerosis múltiple, el eccema, el asma y otras enfermedades autoinmunes se ha disparado, y estudios demuestran que los alimentos procesados podrían ser el principal culpable. Estas comidas están cargadas de sodio, lo que puede provocar que los linfocitos T colaboradores, específicamente Th17, actúen severamente. Un estudio demostró que aquellas personas que comían más de una vez por semana en restaurantes de comida rápida, aumentaron los niveles de células inmunes autodestructivas. Científicos han comprobado estos mismos resultados en investigaciones con animales.

2. Promueve enfermedades cardíacas:salad-salmon

Las comidas procesadas contienen grasas trans, estas grasas artificiales son producidas durante el proceso de hidrogenación. Éstas, impiden la producción de prostaciclina, lo que estimula el buen flujo sanguíneo y además dificulta la formación de coágulos. Los alimentos fritos comercialmente, poseen un alto contenido de colesterol oxidado, el cual es formado cuando los aceites vegetales con grasas poliinsaturadas inestables, son calentados a altas temperaturas. También fomenta la formación de tromboxano que a su vez promueve la formación de coágulos, además, al endurecer las paredes arteriales puede causar arterioesclerosis. La inflamación crónica destruye las paredes de los vasos sanguíneos y como consecuencia las moléculas de colesterol se adhieren aún más a ellas. El alto contenido de sodio en las comidas procesadas puede aumentar la presión arterial, haciendo que aumente tu riesgo de sufrir enfermedades cardíacas. De cualquier manera que lo mires, las comidas procesadas afectan la salud de tu corazón.

3. Bajo nivel nutricional:

Los alimentos enteros y frescos son una rica fuente de nutrientes, mientras que las comidas procesadas poseen un alto valor calórico pero carecen de vitaminas, minerales, fibra y grasas buenas, todos los cuales son esenciales para la buena salud. En lugar de contener nutrientes, las comidas procesadas contienen grandes cantidades de azúcar refinada, jarabe de maíz alto en fructuosa, saborizantes, sodio, grasas trans y grasas saturadas. Esto sólo puede conducir a la obesidad y a la mala salud.

Debido a que la comida procesada es refinada y despojada de la mayoría de sus nutrientes, son de fácil digestión y empleas muy poca energía en este proceso. En una sola sentada podemos consumir una gran cantidad de este tipo de comidas, ya sean galletas, papitas, etc., ya que son de fáciles de digerir, podemos consumir grandes cantidades, ingiriendo así muchísimas calorías pero quemando muy pocas en el proceso digestivo.

En un estudio realizado, se les dio a los participantes alimentos enteros o alimentos procesados para comer. Los resultados demostraron que aquellas personas que comieron alimentos enteros, quemaron el doble de calorías en el proceso digestivo que aquellas que comieron alimentos procesados.

4. Es altamente adictiva:

La comida procesada es muy adictiva. Según Michael Moss, reportero investigativo del periódico “The New York Times”, uno de los principales principios de la industria de comidas procesadas se llama saciedad sensorial específica, que se refiere a la depresión en el deseo por una comida determinada, la cual es provocada cuando sabores fuertes abruman el cerebro. Para solucionar este problema, grandes marcas de comidas y bebidas procesadas como la Coca-Cola, utilizan estratégicamente saborizantes químicos suficientemente fuertes para que tus papilas lo sientan, pero no tan fuertes como para que tu cerebro los rechace.

Esta siguiente razón, explica por qué las papitas fritas de bolsa son tan adictivas y por qué no puedes parar de comerlas. Esto puede ser atribuido al problema de “fuga de densidad de calorías”. Ciertas comidas como los Cheetos y las papitas están elaboradas de tal manera que casi se derriten en tu boca, engañando a tu cerebro, haciendo que piense que casi no contiene calorías, por lo que continúas comiendo sin sentirte satisfecha, porque para tu cerebro…como la comida desaparece también lo hacen las calorías.

Las comidas procesadas también son súper adictivas por la gran cantidad de AZÚCAR que contienen. Estudios han demostrado que el azúcar puede ser más adictiva que la cocaína.

5. El círculo vicioso de los carbohidratos refinados y los antojos:candy

las comidas procesadas están cargadas de carbohidratos refinados los cuales provocan severas fluctuaciones en el nivel de azúcar en la sangre. Estos cambios repentinos en el nivel de azúcar en la sangre, confunden el centro de recompensa y adicción en el cerebro. De hecho, los carbohidratos refinados pueden producir antojos varias horas después de haberlos consumido.

Los carbohidratos que obtenemos de las verduras y granos tardan mucho más tiempo para ser digeridos, haciendo que nuestro nivel de glucosa aumente lenta y constantemente. En cambio los carbohidratos presentes en el jarabe de maíz alto en fructuosa por ejemplo, eleva nuestro nivel de azúcar en la sangre rápidamente.

Debido a que no contienen fibra, no satisfacen el hambre, lo que hace que comamos en exceso. También puede provocar la resistencia a la insulina lo que puede aumentar el riesgo de padecer diabetes, hipertensión, enfermedades cardíacas y hasta cáncer.

La mejor manera de agregar años a tu vida y obtener un cuerpo delgado y saludable es eliminando por completo la comida procesada de tu alimentación. Haz la prueba por un mes y verás y sentirás la diferencia. Si estás tratando de adelgazar pero llenas tu alacena de comidas procesadas, todos tus esfuerzos son en vano.

Te invito a que comiences una alimentación que no incluya alimentos procesados y lograrás bajar de peso sin mucho esfuerzo.

¿Cómo quieres eliminar las comidas procesadas de tu alimentación? Comparte tu opinión en la sección de comentarios a continuación.

Recuerda compartir este artículo con todos tus seres queridos para que ellos también conozcan los daños que este tipo de comidas pueden provocar.

¡Juntas podemos hacer de este mundo un mundo más feliz y saludable!

Deja tu comentario aquí

Written by Ingrid Macher

Entrenadora de Salud Holistica Certificada, Entrenador Personal, Motivadora de Fitness

Mi pasión es ayudar a las personas a cambiar sus vidas y mejorar su salud. Empecé ayudando a mis amigos y ahora le doy consejos a otros que se han convertido mis amigos y parte de mi familia. Me encanta lo que hago y no lo cambiarías por nada en este mundo. Esta oportunidad es realmente un regalo que Dios me ha dado y no descansare hasta hacer todo lo necesario para que otros puedan disfrutar de este regalo también.

[g1_socials_user user="1" icon_size="28" icon_color="text"]

11 Comments

Leave a Reply

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Loose Upper Arm

    Descubre Los Mejores Ejercicios Para Eliminar La Flacidez En Los Brazos

    oysters

    ¿Puede El Hierro Ayudarme A Bajar De Peso?